Divulgación científica: ¿de dónde saco yo un tema?

En un sinfín de ocasiones me han preguntado lo siguiente: “¿De verdad tienes temas para escribir todos los días?”. Como divulgador científico, admito que la temática puede parecer terriblemente específica. Especialmente cuando piensas que, dependiendo del público, no puedes hablar de cualquier cosa. Pero lo cierto es que sí, tengo material para todos los días. Y mucho más. Hubo un tiempo en el que yo mismo no me creía capaz de trabajar en varias temáticas nuevas y distintas diariamente. Pero, con el tiempo, la habilidad adquirida y algunos buenos contactos te das cuenta de que se puede hacer algo distinto, interesante y único frecuentemente y sin problema.

En poco más de dos años llevo escritos más de 1500 artículos, a una media de dos o tres artículos por día. Y es que la ciencia es una fuente inagotable de información. ¿Y de dónde se sacan las ideas? Las fuentes y vías concretas, quiero decir. En mi opinión, existen tres grandes grupos de fuentes asequibles e inmediatas. Y son más que suficientes para informarte de lo que quieras. Te dejo aquí algo de información de dichas fuentes, así como detalles de su uso para que tengas una idea general o, sencillamente, vayas a la fuente concreta que te interesa.


 

Internet, la madre de todas las fuentes

  1. Redes sociales
  2. Blogs y publicaciones
  3. Repositorios científicos

La curiosidad del ser humano

  1. La importancia de un bar
  2. Escucha a tu familia

Fuentes de “papel”: libros, cursos y eventos

  1. Lee libros
  2. ¡Atento! Clases y cursos
  3. Eventos, charlas y talleres

Internet, la madre de todas las fuentes

Desde que todos tenemos acceso a la red de redes a través de un ordenador o, incluso, desde nuestro móvil, la información está al alcance de cualquiera. No le tengas miedo a Internet ni a la desinformación. Aprender a manejar las fuentes adecuadas, a contrastar la información y a organizarla según tus necesidades puede llevar tiempo, pero hazte a la idea, este será el principal medio que usarás con casi total probabilidad. Pero internet es muy grande, ¿dónde buscamos?


Redes Sociales

Divulgación científica, como empezar

Las redes sociales son una fuente inmediata de información. Además de esto, también te permiten hacer consultas directamente, dialogando y contrastando la información con otros profesionales. Pero lo más importante, como decía, es la inmediatez. El segundo punto es el interés. Las redes sociales te permitirán estar al día con lo que es una tendencia (o como se dice ahora, trending), con lo que podrás elegir mejor tus temas. Recordemos, antes de seguir, que estamos hablando de adoptar fuentes y no de usar las redes sociales como herramienta divulgativa, de lo que ya hablaremos en otra ocasión.


Twitter

Divulgación científica, como empezar

Twitter probablemente sea la red social más usada por los divulgadores científicos. En ella se comparten intereses, contenidos e información. Es gratuita, de registro libre y muy potente. Su característica más interesante es que es la más rápida para informarte de todo, por lo que es especialmente útil para captar noticias.

¿Por qué usarla?

  • Información inmediata
  • Interactiva, permite consultas
  • Puedes organizar la información según la temática, en listas
  • Puedes seguir a expertos y colegas especializados en una temática
  • Describe la tendencia y el interés general
  • Es gratis y cuenta con cientos de herramientas para gestionarla desde cualquier dispositivo y desde cualquier lugar

Cuidado con…

  • Twitter no es una fuente de información 100% rigurosa, es imprescindible contrastar
  • Puede ser muy absorbente. Cuidado con pasar horas delante de la Tweetline dejando pasar la información

Cómo usarla

  • Usa herramientas como Tweetdeck para gestionarla de manera que las listas queden bien visibles.
  • Sigue a personas y medios de comunicación de interés
  • Crea listas de temas, hashtags y topics, añadiendo todo tipo de usuarios
  • Abre tus mensajes directos para permitir que te hagan consultas o te transmitan mensajes. Nunca sabes de dónde puede llegarte un tema de interés

En detalle

En la última década, Twitter ha conseguido sustituir en múltiples ocasiones a los teletipos u otras vías noticiosas. Existen muchas críticas al respecto, y no deberíamos fiarnos nunca de los rumores que pudieran aparecer sin contrastar la información primero. Pero si quieres estar al día, Twitter es la red de información de nicho más importante. Eso quiere decir que si buscas expertos y colegas de una temática los encontrarás en twitter. Y en esta red es donde primero aparecen las cosas. Es gratuita, sencilla y dispone de decenas de herramientas para gestionarla.

Para usarla como fuente de información deberemos aprender a usar las listas, donde podremos agrupar los temas que más nos interesen para estar atentos. Aplicaciones como Tweetdeck nos permite gestionar un panel con estas temáticas, para echarle un vistazo y ver lo que se cuece en ellas cada día. Revisar constantemente Twitter es una de las principales fuentes de información para inspirarnos en un tema porque, además ser noticiosa, también se asocia a la opinión de la gente, añadiendo opiniones, información adicional enlazada, elementos multimedia… Pero, como decíamos, primero deberás contar con una buena red, siguiendo a los expertos adecuados y organizando tu información de manera eficaz. Esto puede llevar un tiempo, y lo irás cambiando regularmente. Además, otro punto flaco, probablemente el peor.


Facebook

Facebook lleva un tiempo tratando de convertirse en el medio principal de información de la gente. Y lo cierto es que en parte lo está consiguiendo. Las estadísticas indican que Facebook es desde hace años la fuente de noticias preferidas por los usuarios. Eso nos puede revelar buenas pistas para hablar de ciertos temas. Pero cuidado, porque, como es obvio, llegaremos después de muchos otros. Pero nos permitirá estar al día y hacer un buen seguimiento de temas que atraen al público.

¿Por qué usarla?

  • Mucha información
  • Noticias contrastadas y veraces
  • Muestra el interés general
  • Permite seguir perfiles que podrían resultar fuentes de inspiración
  • Es gratis y cuenta con cientos de herramientas para gestionarla desde cualquier dispositivo y desde cualquier lugar

Cuidado con…

  • El problema principal de Facebook es que si queremos ser los primeros en hablar de un tema, llegaremos tarde
  • Aunque sea contrastada y veraz, la información no siempre es rigurosa. Es decir, en Facebook también se publican noticias con contenidos pseudocientíficos y similares

Cómo usarla

  • Facebook tiene su propio sistema de noticias que se actualiza según tus intereses
  • Tu perfil personal no termina de ser útil para informarte, ya que mezcla cuestiones personales. Mejor prueba a profesionalizar tu perfil o a filtrar los resultados de las noticias que te interesan
  • Suscríbete a los perfiles que crees que son buenas fuentes de información. Esto incluye diversos medios de comunicación
  • Si te creas un perfil profesional, podrías dirigir la atención de posibles medios que quieran enviarte información

En detalle

Facebook es una herramienta de interés porque es usada por muchísima gente. Actualmente es la red social con más usuarios del mundo y la cantidad de información que gestiona es increíble. Entre los diversos proyectos de Facebook se encuentran los métodos para contrastar información veraz de News Feed y muchos otros. En definitiva, Facebook es como el periódico definitivo. Y por tanto, si tu interés es escribir algo divulgativo sin intención noticiosa, es una gran herramienta, fácil de usar y con decenas de formatos disponibles.

También es muy buena para entender las tendencias y saber por donde va el interés del público general. Pero si lo que queremos es escribir noticias, ser los primeros y estar atentos a información fresca, Facebook no es la red adecuada. Todo lo que sale en Facebook, salvo en excepciones concretas, ha pasado ya por cientos de medios. Esta es una de las razones por las que se asegura la calidad de la información que se dispone.

+Para leer:  El Físico Barbudo: "La divulgación científica es una manera de 'rendir cuentas'"

Reddit

Si la red de redes tiene un sumidero de información, ese probablemente sea reddit. Y no hablamos de noticias, hablamos de comunidad. Si en Twitter aparecen las cosas antes y en Facebook contrastadas, Reddit es donde vamos a parar cuando queremos buscar información única. Como decíamos, el secreto está en la comunidad. Reddit funciona como un foro donde todos los usuarios pueden incluir información, votarla o eliminarla. Por su ligereza, y su forma de organizarse en subrredits, esta red es perfecta para encontrar aquello que no veremos en ningún otro sitio.

¿Por qué usarla?

  • Información única, personal, curada y, muchas veces, inmediata
  • Interactiva, permite consultas, comentarios y votos
  • La organización en subreddits te permite suscribirte a los temas que te interesan
  • Por su extensa comunidad, su longevidad y su anonimato, puedes tener acceso a información “privilegiada”
  • Su punto fuerte es la cantidad de gente que la usa, lo que te permite hacer preguntas y obtener respuestas de forma efectiva
  • Otro punto interesante es la creatividad. Aquí encontrarás ideas, dudas, consultas y respuestas que jamás imaginarías
  • Es gratuito

Cuidado con…

  • Reddit es vasto. Muy vasto. Es muy fácil perderse en la red sin encontrar nada de utilidad
  • Hacerse a esta red es más complejo. Mantenerse activo en ella lo es aún más
  • A pesar de la activa comunidad, los contenidos no son siempre rigurosos o fiables

Cómo usarla

  • El funcionamiento de Reddit es muy parecido al de un foro, pero simplificado
  • Puedes navegar entre los temas, curados por los votos de los usuarios
  • Suscríbete y organiza tus subredits de manera que te llegue la información correctamente filtrada
  • Además, pregunta en los lugares adecuados, observando los temas que más votos tienen para copiar su modus operandi. Así obtendrás información sobre los temas que te interesan

En detalle

Reddit es la red preferida por gurús y expertos de ciertos temas. Por desgracia, dichos temas están más relacionados con las tecnologías que con la ciencia pura y dura, lo que tampoco es un problema. Reddit, está organizada por subrredits (grupos o canales), y como fuente de información, se puede emplear de dos maneras fundamentales: la primera es navegando y viendo temas interesantes. Esto además tiene la ventaja de que se pueden alcanzar temas que ya sabemos que resultan de interés (como demuestran los votos positivos) y que además vienen aderezados por enlaces y comentarios de otros usuarios, lo que nos ahorra mucho trabajo de documentación.

En segundo, más potente si cabe, es que con Reddit podemos formular nosotros mismos las preguntas. ¿No tenemos claro un tema? ¿Queremos contrastar cierta información que se nos escapa de las manos? La comunidad de Reddit es potente y extensa. Os sorprendería qué tipo de perfiles existen dentro. Así que no la subestimemos. Tampoco hay que apostar 100% por esta red. Al fin y al cabo, como ocurre con todas las RRSS, Reddit también bebe los vientos por los usuarios con más prestigio, relegando a los novatos a una atención meramente cordial. Pero su comunidad suele ser muy agradable, por lo que no tardarán en echarnos una mano si lo pedimos en el grupo (subrredit) adecuado.


Blogs y publicaciones

Divulgación científica, como empezar

Muy probablemente has usado este medio como fuente principal de información casi toda tu vida. En los blogs de noticias de ciencia y revistas digitales hay una cantidad ingente de cosas interesantes. Al fin y al cabo, estos sitios cuentan con divulgadores (profesionales o no) que hacen justo lo que tú quieres hacer. Seguir blogs y leer noticias y temas de otras personas es bueno. Y es bueno por lo siguiente:

  1. Te inspirará: aprenderás formas nuevas, cogerás ideas y te darás cuenta de que se puede hablar de todo
  2. Aprenderás: copiarás estilos, te instruirá en formas líricas, comprenderás que existen diversas voces y, lo más importante para este artículo:
  3. Te mostrará de qué temas puedes hablar y cómo debes hacerlo.

No tengas miedo de copiar, sobre todo si es el comienzo de tu carrera divulgadora. Copiar está bien, hasta que alcancemos nuestra madurez. Así es como aprendemos. Coge ideas, dale vueltas, cámbialas… Probablemente tú puedas darle un punto de vista único a ese tema del que todo el mundo está hablando. ¿Has leído el artículo de un autor muy famoso y notas que le falta información? ¿O tal vez quieres matizarlo? Ahí tienes tu tema. Leer, leer y leer. Esta es una de las fuentes principales para saber de qué escribir.


Gestores de RSS

Divulgación científica, como empezar

Una de las herramientas más útiles cuando hablamos de páginas y publicaciones temáticas es el gestor RSS. Puede que no recuerdes cómo va, porque el auge de las redes sociales se ha llevado gran parte de estas herramientas por delante. Pero los gestores permiten suscribirte a las páginas que más te interesan para luego pararte leer las noticias. En mi opinión, uno de los mejores gestores que existe es Feedly.

¿Por qué usarlos?

  • Es la una de las pocas maneras organizadas de manejar las noticias de tus sitios de Internet preferidos
  • Gestores como Feedly te permiten organizar tus feeds, suscripciones, por temática
  • Son esenciales para ojear rápidamente las noticias que acaban de salir, con un efectivo sistema de preview
  • Son gratuitos (aunque los hay de pago)

Cuidado con…

  • No te sobrepases con las suscripciones. Demasiada información no es útil. Aunque esto se soluciona organizándolas
  • En la gran mayoría de casos, los RSS no te servirán para buscar noticias frescas

Cómo usarlos

  • El funcionamiento es muy sencillo: prácticamente todas las páginas tienen un sistema de RSS incorporado que te permite suscribirte
  • El gestor te permite buscar por temas, nombres de páginas o direcciones. Solo hay que darle a “Suscribir”
  • Los gestores modernos funcionan como un tablón de periódico personalizado
  • Revisa diariamente para ver temas interesantes, tendencias o cualquier otra información relevante
  • Descuida si se te acumulan las noticias no leídas. Pero no las infravalores por viejas, nunca sabes dónde encontrarás un buen tema

En detalle

Los gestores RSS son el modo “viejo” que tenía la red de redes para mantener a sus usuarios satisfechos de información. Algunos de los mejores proyectos eran Google Feed y similares. Hoy día estos gestores son los competidores directos de News Feed de Facebook o Google News de… bueno, de la compañía. Los RSS probablemente están abocados al fracaso como fuentes de noticias. Pero, por el momento, siguen funcionando la mar de bien. En general, estas fuentes permiten mantenernos al corriente de lo que nos interesa.

De todas formas, como decíamos, no son muy efectivas como fuentes de noticias frescas. La noticiosidad se pierde en el momento en el que estamos ¡leyendo la noticia! Un truco al respecto, aunque solo sirve al comienzo, es manejar una serie de fuentes de agencias de noticias extranjeras o gabinetes de prensa oficiales. Muchas veces esto nos dará varias horas para hablar de una noticia antes de que alguien informe del tema.


Suscripción por correo

Divulgación científica, como empezar

Este es el primo hermano de las suscripciones RSS. Solo que está destinado a no morir nunca. Las suscripciones por correo aparecieron antes incluso que Internet. En el código sagrado de los carteros siempre ha habido un huequecito para las noticias. Y eso se traduce en información directamente dirigida a tu buzón. Básicamente funciona de la misma manera que el RSS solo que las noticias, en vez de en un gestor aparte, te llegarán a tu eMail.

¿Por qué usarlos?

  • Al igual que los gestores RSS, es una manera organizada de manejar las noticias de tus sitios de Internet preferidos
  • Con un gestor externo de correo, o usando GMail, podrás organizar tus suscripciones por temática, mediante etiquetas o buzones
  • Son esenciales para ojear rápidamente las noticias que acaban de salir ya que te envían un resumen
  • Te permite gestionar la cantidad de información que quieres recibir: resumen, noticias completas…
  • Es una solución gratuita
+Para leer:  Mugu: "Tiene que haber personas que acerquen los conocimientos científicos a los demás"

Cuidado con…

  • No te sobrepases con las suscripciones. Demasiada información no es útil. Aunque esto se soluciona organizándolas con etiquetándolas
  • En la gran mayoría de casos, las suscripciones por correo no te servirán para buscar noticias frescas

Cómo usarlos

  • Al igual que el RSS, su funcionamiento es muy sencillo: prácticamente todas las páginas tienen un sistema para suscribirte por correo
  • Solo tendrás que introducir tu dirección y darle a “Suscribir”
  • Los gestores de correo, así como servicios web (léase Gmail) funcionan con un efectivo sistema de filtros y etiquetas que nos dejará organizar el correo según la procedencia, palabras concretas y una suerte de características
  • Organiza correctamente tu correo para gestionar la información diaria
  • Revisa diariamente para ver temas interesantes, tendencias o cualquier otra información relevante
  • No olvides de limpiar tu correo de vez en cuando

“Leer más tarde”

Divulgación científica, como empezar

Ya hemos visto fuentes nuevas de obtener información, pero ¿qué hay de aquellas ideas que no podemos manejar ahora y queremos guardar para más tarde? En Internet, está todo inventado. Los gestores para “leer más tarde”, como su nombre indica, te dan la oportunidad de volver cuando quieras a la información que te había llamado la atención. En mi experiencia, Pocket es probablemente el más efectivo, aunque los exploradores de hoy día también te permiten guardar noticias de forma nativa.

¿Por qué usarlos?

  • ¿Qué ocurre cuando no tienes tiempo de leer algo con detenimiento y no quieres perderlo? Efectivamente, estos gestores son la herramienta adecuada
  • Además, sirven como repositorio personal de temas que te inspiraron algo. Si lo hicieron una vez, pueden volver a hacerlo
  • Puedes filtrar y gestionar la información por etiquetas
  • Son gratuitos, la gran mayoría, y multiplataforma
  • Te permiten trabajar sin conexión, algo ideal en ciertas situaciones

Cuidado con…

  • No acumules demasiada información sin organizar. Puede ser muy caótico y contraproducente

Cómo usarlos

  • El modo de empleo es sencillo pero sofisticado a la vez. El uso más común es guardar noticias y temas para después
  • Podemos leer dichos temas directamente en la aplicación de marras, (como Pocket) o en la web
  • Un consejo es emplear etiquetas para organizar la información de manera efectiva: fuentes, lecturas o herramientas, por ejemplo
  • Pero, además, podemos emplear estos servicios para compartir información rápidamente entre varios equipos, dejando los enlaces en los programas que se sincronizarán. Así podemos trabajar con los mismos enlaces en el móvil y en dos ordenadores distintos, etc.
  • También podemos usarlos para llevarnos con nosotros información útil a lugares en los que no tendremos conexión ya que permiten guardar la información

En detalle

Existen muchos, muchos servicios. Escoger el que más nos guste es esencial para sacarle el máximo partido. Pero depende de nuestra necesidad. En mi opinión, como ya he comentado, el más completo es Pocket ya que permite guardar las noticias para más tarde; su sistema de formateo deja la información limpia y clara para leer; tiene la opción de organizar los enlaces guardados por etiqueta (Para escribir, Para Leer, Herramientas, Personal…); tiene una opción de guardar la información “Sin Conexión”, para leerla sin gastar datos o cuando no haya cobertura; y tiene un soporte multiplataforma brutal.

Esto quiere decir que puedes tener Pocket en tu explorador de Windows, sincronizado con la aplicación de tu Mac y la de tu Android. Así, estás leyendo algo en ordenador, lo guardas para leerlo en el bus y lo abres luego en tu móvil sin tener conexión de forma fácil y sencilla. Esto permite mil y un usos diferentes que dependen de nuestras necesidades. Por si fuera poco, las herramientas para añadir los enlaces son numerosas y están integradas con todo tipo de dispositivos y aplicaciones, por lo que podemos guardar cosas para leer más tarde desde casi cualquier lugar y en todo momento.


Repositorios científicos

Divulgación científica, como empezar

Cuando hablamos de repositorios científicos estamos poniéndonos serios. La divulgación puede hacerse a diversos niveles: está la especializada, la general o la intermedia por ejemplo. Usar repositorios científicos para buscar temas puede usarse en los tres. Pero para eso hay que tener habilidad. No obstante, antes de seguir, repasemos: los repositorios científicos son revistas especializadas donde se publican los resultados de las investigaciones.

Hay miles, normalmente puntuados según un “índice de impacto” del que hemos hablado en otras ocasiones. Aunque esto no nos importará casi a la hora de obtener un tema que nos parezca interesante. La cuestión es acceder a ellos. Existen dos posibilidades: la primera es navegar por los repositorios en busca de estudios que nos den una idea. Esto es posible hacerlo (y tal vez más fácil) usando las agencias de prensa de las propias publicaciones.

Por ejemplo, Nature y Science publican sus propias notas de prensa ligadas al artículo publicado. Estas mismas notas de prensa podemos encontrarlas muchas veces en los laboratorios e instituciones donde se ha hecho el descubrimiento. Para acceder a ellas habrá que revisar los portales correspondientes. Entre ellos, a parte de las publicaciones mencionadas, está EurekAlert!, gestionado por la AAAS, la asociación más grande de comunicadores científicos del mundo. También podemos suscribirnos a las universidades e instituciones que nos interesen, esperando este tipo de información.

La segunda opción si de verdad queremos estar en el filo de lo noticioso es trabajar con embargos. Para ello no todo el mundo es aceptado. Solo los periodistas y comunicadores pueden acceder a estos embargos. Para que lo entendamos, los embargos son noticias de las próximas publicaciones que, por ley, no pueden ser divulgadas hasta que se levante dicho embargo. En otro momento hablaremos largo y tendido sobre todos los secretos de este tipo de publicaciones.

Por el momento, queda decir que, para poder hacer periodismo científico de vanguardia, es necesario tener acceso a las publicaciones antes de que sean publicadas. Apuntarse a listas de correo de los gabinetes de prensa y listas de embargo es la mejor manera de que te lleguen las noticias antes que al resto del mundo. Así podrás prepararlas, si las ves interesantes, y podrás publicar sobre ellas en el mismo momento en el que se hagan públicas.

En mi trabajo como periodista científico y divulgador, estas fuentes corresponden entre el 50 y el 70% del trabajo semanal. Y yo soy de los que prefiere hablar de temas atemporales. Pero si queremos ser punteros en nuestro campo divulgativo, tarde o temprano tendremos que entrar en el juego de los embargos.


 

La curiosidad del ser humano

Probablemente te habrás dado cuenta: tus amigos, tu familia, tus colegas del trabajo… son una fuente inagotable de preguntas. No los subestimes. Pero tendrás que estar preparado. En primer lugar deberás contar con las herramientas adecuadas. En segundo, con el contexto perfecto. Si lo gestionas bien te aseguro que algunos de los mejores temas los sacarás de las personas que te rodean.

Así que lo mejor, como decía, es estar preparado. Para ello lleva contigo algo para anotar. Puedes usar una tradicional libreta o emplear las nuevas tecnologías para anotar ideas. Yo prefiero usar Google Keep, que me permite escribir y recoger ideas rápidamente y de forma sencilla. Luego, en casa, las organizo y gestiono. Pero si algo me surge, rápidamente, saco el móvil y apunto.

Otra opción muy buena es llevar una grabadora o, la versión moderna, un programa grabadora. Tu móvil es mucho más eficiente para gestionar la información (pasarla al ordenador y organizarla) y su calidad para grabar el audio no es nada mala. Además, como ocurre con las notas digitales, al llevar siempre el móvil encima no perderás la oportunidad de hacer notas rápidas o, incluso, hacer una pequeña entrevista en un momento dado.

+Para leer:  Así somos los divulgadores y divulgadoras en España

La importancia de un bar

Divulgación científica, como empezar

Voy a explicarte lo obvio: en el bar tendrás conversaciones… de bar. Esas en las que filosofarás, plantearás dudas y te harás preguntas. Y tus amigos también. Ya lo decía Unamuno: “La verdadera universidad popular española han sido el café y la plaza pública”. En un contexto distendido, en confianza, encontrarás muchas inquietudes. Estate atenta o atento a lo que tengan que comentar tus amigos. Además puedes emplear varios “trucos”, a falta de una palabra mejor.

No los cortes, ni trates de llevarles la contraria. Deja que hablen, que discutan. De los debates salen buenas ideas. Por otro lado, pregunta, sin miedo: ¿qué les preocupa? ¿Qué les inquieta? ¿Qué opinan? Sus trabajos probablemente, escondan buenos temas. Desde cómo funciona una oficina de brujas telefónicas (lo digo en serio), a cómo es trabajar en la planta química de una gran industria refinera.

Otro “secreto”: a casi todo el mundo le encanta hablar de lo suyo. Es decir, no será difícil que te cuenten lo que necesites. Incluso, no será nada difícil hacerles una entrevista que podría darte información exclusiva. Además, volviendo a ensalzar las barras de bar, repetimos: en el contexto relajado que ofrecen, probablemente, podrás obtener información que de otra manera, bajo una mayor presión social, no podrías. Así que no subestimes el bar como fuente de ideas.


Escucha a tu familia

Divulgación científica, como empezar

La gente más mayor tiene muchas dudas sobre muchas cosas. Es bueno prestar atención a lo que les causa inquietud. Recordemos que hablamos de personas que vienen de otros segmentos temporales, con ligeras diferencias culturales y una gran experiencia vital o con diferentes puntos de vista. Además, otro aspecto crucial es que, a menos que nuestro padre sea Erwin Schrödinger, probablemente será un ejemplo perfecto del público objetivo al que queremos llegar.

Bueno, eso si nos queremos dedicar a la divulgación para la gente que no está interesada a priori en ciencia (y que es un gran segmento, con mucho nicho todavía por cubrir). Si puedes explicarle a tu abuela la importancia que tienen las ondas gravitacionales para su día a día, estarás en buen camino. Y si ha sido ella la que te ha preguntado, mejor para ti.

Si estás interesado en la divulgación especializada en un tema concreto tampoco desestimes la opinión de tu familia. Probablemente, debido a tu profesión o afición, estén más puestos en el tema de tu interés de lo que te piensas. Y, así, probablemente lleguen a plantearte dudas que, por deformación profesional, jamás te habrías planteado. Ahí tienes una buena fuente de temas.


Fuentes de “papel”: libros, cursos y eventos

Dejemos de lado el apartado digital y, casi casi, también el social. Volvamos a las fuentes clásicas de inspiración: los libros. Pero también las clases. Y, como no podía ser menos, los eventos. En los primeros encontraremos todo tipo de musas: leer es bueno, activa nuestro cerebro y nos proporciona recursos creativos. Las clases nos ofrece el contacto directo con expertos en una materia de nuestro interés y los eventos nos brindan situaciones únicas que no debemos desperdiciar.


Lee libros

Divulgación científica, como empezar

Poco más queda que decir. Leer es bueno. Leer mucho es mejor. En los libros encontraremos temas en los que el tiempo y los autores han aportado profundidad y calidad. Leer tiene varias funciones: inspirarnos e instruirnos. Los libros se permiten el lujo de extenderse lo suficiente en una temática como para sugerir nuevas ideas. Además, tanto el lenguaje como la ortografía impresa en ellas está extremadamente cuidada. Con los libros podremos aprender a escribir mejor, sin duda, porque nos alientan a buscar nuestra propia voz en los textos.

Además, también podremos escoger libros temáticos que seguro nos aportarán nuevos puntos de vista o la motivación para seguir tratando el mismo tema. Con los libros podemos seguir la misma mecánica que con las fuentes personales: llevar encima una libreta o un sistema informático de anotación. Pero, además, si los libros son en formato digital podremos emplear numerosas herramientas para subrayar, tomar apuntes o hacer esquemas.

A mi particularmente me gusta usar una pequeña tableta Wacom (modelo Tablet & Pen, aunque ahora los hay mucho mejores) que me permite subrayar y anotar directamente sobre los papers y libros, como si fuera papel. El sistema es un poco incómodo al principio, pero increíblemente útil después, ya que puedo anotar en los márgenes e incluso enlazar las anotaciones con otro material mediante enlaces, fotos etc.


¡Atento! Clases y cursos

Divulgación científica, como empezar

Recuerdo que, antes de tener la práctica y costumbre de usar mis fuentes, uno de los principales elementos de inspiración eran mis clases en la universidad. Como biólogo, los primeros temas e inquietudes me los proporcionaban las materias que estudiaba. ¡Y vaya cantidad de material! No solo preguntas, sino también sus respuestas y la información para que surgieran nuevas incógnitas. De nuevo, la forma más efectiva de aprovechar las clases es tener a mano siempre una libreta o un sistema de apuntes digital como Google Keep.

De esta manera puedes echar mano rápidamente a ellos y apuntar una idea cualquiera o la referencia de lo que el profesor está explicando. También podrás anotar ideas o esa frase genial que quieres reflejar en la misma. En muchas clases podrás grabar con una grabadora, por lo que puedes usar esto a tu favor a la hora de obtener información. Y, por descontado, nunca dejes pasar la oportunidad de preguntar. De ahí sale una cantidad ingente de valiosísimos temas ya que tus profesores suelen contar con una grandísima experiencia, así como anécdotas, curiosidades y referencias que podrás usar para inspirarte.


Eventos, charlas y talleres

Divulgación científica, como empezar

El lugar definitivo para inspirarte son los eventos, incluidos las charlas y talleres. ¿Por qué? Porque en ella se unen varios factores importantes. Primero: el trabajo dedicado de los ponentes, que buscan sorprender o contar algo distinto, lo que abre las puertas a nuevos temas. Segundo porque encontrarás gente afín y ávida de respuestas, lo que también puede servir para inspirar algún tema nuevo apuntado por estos. En tercer lugar, porque podrás ver hechos curiosos en acción, como en los talleres, donde los experimentos y toda la temática asociada nos darán no solo ideas sobre las que escribir, sino sobre cómo escribirlas.

Y es que no es lo mismo leer y documentarte sobre un tema que verlo en acción. En estos casos, de nuevo, la libreta o los apuntes digitales serán los aliados protagonistas. Además, aquí vendrá de perlas tener una cámara a mano (como la cámara del móvil, que a estas alturas ofrecen calidades muy decentes). De esta manera podremos documentar el contenido con imágenes, en caso de que surja un artículo sobre el evento, o inspirarnos si es que algo nos ha llamado la atención. No debemos olvidar la grabadora pues puede que el artículo en sí sea más noticioso.

Las crónicas, entrevistas y reportajes sobre estos eventos son también muy interesantes ya que permiten a los lectores “estar allí”, viviendo la experiencia del autor, quien puede aprovechar dicha crónica para divulgar sobre algún hecho científico. Contar historias relacionadas con estos eventos, enmascarando una crónica, es también una buena técnica para mantener la atención de los lectores, que siempre recibirán mejor un cuento o un relato con implicaciones personales, con las que puedan empatizar, que una mera descripción.

4 comentarios en “Divulgación científica: ¿de dónde saco yo un tema?

  1. Pedazo de artículo, Santi. Y pedazo de obra de divulgación que has dejado en la red: ¡1500 artículos!

    Felicidades y gracias. Te leo siempre que puedo y te he utilizado para contrastar información de algún tema. El rigor del que hablas en este post se aplica a ti con toda su contundencia.

    Sigue así

    Abrazos

  2. Jajajaja, ¡Gracias Dani! De ti, las palabras son siempre de gran valor. Y bueno, no creo que sea una cuestión de cantidad, sino de calidad. Ahí, ya… podemos discutir xD

    No, en serio, gracias de nuevo, Dani, de verdad que aprecio que te hayas pasado a comentar 🙂

Deja tu comentario!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.